Salón de la Fama

Miembros

Nombre
Deporte
Agustín Palomo Rojas
Beisbol
1975
Nació en San José el día 23 de setiembre de 1916. Desde su más tierna infancia estuvo marcado por el beisbol ya que pertenecía a una familia pionera en éste deporte: los famosos "Quinteto Palomo". 
 
En 1925, contando con nueve años de edad ya jugaba para los equipos locales formados en la capital, pasando a integrar en 1932 su primer equipo formal: El Campana, de la segunda división, pasando luego a jugar con otros muchos equipos como El Traube, El Avión, El Laberinto, El Gold Smith, Fuerza y Luz, El Packard, El González Lahmann, El Costa Rica etc. Su vida deportiva, que se extendió por 26 años; incluyó un estilo de juego versátil y excelente en varias posiciones, manager de varios equipos y fundador de clubes como fueron: Obras Póblicas, Coca Cola y Escuelas Internacionales, tanto masculino como femenino. Internacionalmente, tuvo la oportunidad de participar en torneos de gran relieve como Series Mundiales, Juegos Olímpicos Centroamericanos y del Caribe; así como jugó en países como Venezuela, El Salvador, Nicaragua, Colombia y Guatemala.
 
Agustín Palomo alcanzó una merecida fama tanto dentro como fuera de Costa Rica, llevando siempre estampado en su uniforme el nómero 13.
Donald "Danny" Hayling Shaw
Beisbol
1982
Nació el día 5 de octubre de 1927 en el puerto de Limón. Inicia su vida deportiva jugando beisbol en su ciudad natal cuando era aón un niño, utilizando bolas de tenis y guantes confeccionados por el mismo. 

Juega en forma amateur entre 1944 y 1950, haciéndolo para el equipo San Luis y el Atlántico Cubs, de categoría mayor. En 1947 y luego de participar como seleccionado nacional en Colombia, funda el equipo Jópiter, logrando el Campeonato Nacional de aquel año y los tres siguientes, realizando un extraordinario papel como lanzador.

A nivel internacional, participa con la Selección Nacional en los Juegos Centroamericanos de Guatemala 1950, donde fue objeto de grandes elogios por parte de la opinión póblica chapina. A finales de ese mismo año firma un contrato con una sucursal de Los Dodgers de Los Angeles, ganando 18 partidos consecutivamente durante 1951. Jugó en forma profesional en los Estados Unidos hasta el año 1959 con el equipo Buffalo, ganando en ese año 22 juegos y perdiendo 3.

Entre 1951 y 1959, Hayling lanzó en no menos de 283 juegos. En 1960 se traslada a México para jugar en la liga profesional con el Monterrey, Los Tigres y el Poza Rica; terminando su carrera jugando en la Liga Sureste con el Veracruz en 1968. 

Durante su carrera en tierras extranjeras, Danny participó en 622 juegos, de los cuales ganó más de la mitad entre 1951 y su retiro en 1968.

Después de su retiro, se convierte en director técnico de varios equipos y selecciones limonenses.
José Joaquín “Piquín” Masís Mora
Beisbol
1983
Nació en San José el día 29 de enero de 1923. Inició su carrera deportiva a los diez años de edad jugando en la Plaza González Víquez. En 1939 llega a primera división, en la cual se mantuvo como titular por espacio de 29 años, conquistando varias veces el campeonato nacional. 

A nivel internacional, jugó en todos los países de Centroamérica; integrando la Selección Nacional en torneos regionales, incluyendo los Juegos Centroamericanos y del Caribe, realizados en Barranquilla-Colombia, en 1946; y los de Guatemala de 1950. En 1945 participó como lanzador titular en la selección que tomó parte en la Serie Mundial de Beisbol de Aficionados, celebrada en Caracas-Venezuela; correspondiéndole el honor de ser el primer lanzador que le dió un triunfo a Costa Rica en éste tipo de competencia. Asistió también a Series Mundiales efectuadas en Nicaragua y México, actuando como pitcher titular o como jardinero derecho, calificando durante siete años como el mejor en ese puesto.

Una de las grandes satisfacciones que tuvo Piquín Masís, fue el de haber lanzado un juego perfecto ponchando a 24 jugadores, y lanzando 18 entradas. Fue campeón en varios de los puestos en que jugó como son: bateador, empujador y lanzador. En 1960, jugando para el equipo Ovomaltine, conectó un hit de oro con el que su equipo ganó el Campeonato Nacional; ganando un viaje a New York para presenciar la Serie Mundial de Beisbol. 

Después de retirarse a finales de la década de los sesentas, se convirtió en entrenador de equipos de primera división y trabajó con las ligas menores, enseñando a los niños el ABC del beisbol.
Alberto León Guzmán
Beisbol
1986
Nació en Puerto Limón el día 14 de abril de 1925. Fue un destacado deportista desde su niñez, practicando varias disciplinas como beisbol, softbol, boxeo y billar; actuando también como árbitro y excelente dirigente en su provincia natal. 
 
Se destacó jugando tanto en el Estadio Big-Boy de Limón, como en el Parque de Beisbol Antonio Escarré, actuando frente a novenas de calibre internacional provenientes de Panamá, Cuba, Puerto Rico, Nicaragua, Guatemala, Honduras, El Salvador, Repóblica Dominicana y Japón. Su mejor época como deportista y como entrenador la tiene entre los años 1966 y 1971 con su equipo: Limón BBC, ganando el Campeonato Nacional en cuatro ocasiones: 1966, 1969, 1970 y 1971. Durante éste tiempo acumula un récord de 44 juegos ganados en forma consecutiva y haciéndose merecedor de ser designado como el manager más completo en toda la historia del beisbol costarricense.
 
Entre los años 1983 y 1985, obtiene sus óltimas satisfacciones en el campo de juego al obtener con el equipo Limón-Envasa, el título de Campeón Nacional en beisbol, ganando dos años después el máximo galardón en la modalidad de softbol. 
 
Alberto León Guzmán murió en octubre de 1986, dejando como homenaje a su carrera una placa colocada en el Estadio Juan Gobán de su querido Limón.
Miguel Masís Acosta
Beisbol
1991
Nació en San José el día 4 de febrero de 1934. Inició su carrera deportiva a los dieciseis años, convirtiéndose durante las décadas de los cincuentas y sesentas en el jugador "mejor posición", en bases robadas, al actuar como mejor bateador, jugador menos ponchado, más hits conectados en juegos consecutivos etc. Jugó principalmente para el equipo Fuerza y Luz BBC de segunda división; haciéndolo también para los equipos: Deportivo Sedinas Corona, Deportivo Radio Excelsior, Gigantes BBC, y la Universidad de Costa Rica; institución donde estudió graduándose como Licenciado en Ciencias Económicas y Sociales. 

Internacionalmente, fue seleccionado nacional en torneos celebrados en Costa Rica, El Salvador, Cuba, Aruba, Guatemala, Estados Unidos, Peró, Ecuador, Curazao, Nicaragua y Panamá. Tuvo una sobresaliente actuación en los Terceros Juegos Deportivos Panamericanos, realizados en la ciudad de Chicago, en 1959; siendo declarado el jugador más destacado del torneo por el Scout de los Dodgers de Los Angeles: Heine Schultz. Posteriormente, tiene la oportunidad de viajar nuevamente a los Estados Unidos, donde recibe un curso técnico-deportivo en la Universidad de Michigan y juega para el equipo de beisbol de dicha universidad.

Miguel Masís se retiró del beisbol en el año 1970 jugando con la Universidad de Costa Rica; dedicándose a jugar softbol con la misma institución y enseñar durante diez años en el Departamento de Educación Física, Entrenador de equipos nacionales y de la Selección Nacional que participó en los Juegos de la Paz en Guatemala 1986, donde se obtuvo una honrosa "Medalla de Plata". También ha actuado como comentarista en estaciones de radio y canales de televisión nacionales.

Miguel Masís es uno de los óltimos grandes jugadores de la época de oro del beisbol costarricense, teniendo a su haber el mérito de ser un pionero del deporte universitario. Falleció el 25 de abril del 2020. 
Juan Antonio Martínez Conejo
Beisbol
1999
Juan Martínez Conejo nación un 13 de junio de 1954, en el hogar de don Luis Martínez Velez y doña Myrian Conejo Ugalde.
Realizó sus estudios primarios en la Escuela Naciones Unidas y sus estudios secundarios en el Liceo de Costa Rica.
Comenzó a practicar el béisbol desde muy niño, al integrar varios equipos de la Categoría Juvenil. Ello le permitió descubrir sus grandes habilidades para este deporte.

Según señalan los expertos en el béisbol: "una de las posiciones más difíciles en esta disciplina es el picheo. De la persona que ocupa tal posición depende toda la novena y el resultado final del encuentro. Esta posición requiere de mucha concentración, pausa, inteligencia, análisis y conocimiento del bateador de turno, pero sobre todo, requiere de mucho control". Fueron estas las habilidades que caracterizaron al niño Martínez Conejo y las cuales, cultivó a lo largo de toda su carrera deportiva.
Después de conquistar dos Campeonatos en la Categoría Infantil y 3 Títulos en la Categoría Juvenil, hace su entrada triunfal a la Primera División el 1 de noviembre de 1971, con el Equipo Coca Cola.

En Primera División se mantiene a lo largo de 21 años, hasta el momento de su retiro, el 3 de mayo de 1992, siendo jugador del Equipo Super Gas.
La carrera deportiva de Juan Martínez está marcada por una gran cantidad de récords y reconocimientos.

En 1976 obtiene el récord nacional de ponches en un juego de Primera División, con 22 ponches, y en 1977 se le adjudica el récord nacional de ponches logrados durante un Campeonato, con 215. Posee también el récord nacional de efectividad en carreras limpias permitidas en una temporada, con un promedio de 0.82, en 1975, el récord del mayor número de juegos ganados durante una temporada, con 15 juegos, en 1981.

Fue distinguido por el Círculo de Periodistas y Locutores Deportivos de Costa Rica como el Mejor Beisbolista del Año, desde 1974 hasta 1980 y, posteriormetne declarado el Mejor Beisbolista de la Década de los años 70.
Integró la Selección Nacional de Béisbol desde 1971 hasta 1990. Esto le llevó a participar en dos Campeonatos Mundiales de Béisbol Aficionado (1972 y 1974).
Además se convirtió en el lanzador estelar de la Selección, tanto en los Juegos Deportivos Centroamericanos como en los Campeonatos de Campeones Centroamericanos por Equipos.
Uno de los momentos más significativos durante su carrera deportiva tuvo lugar el día 23 de marzo de 1976. Esa noche, en el Parque Antonio Escarré se enfrentarían la Selección de Cuba con la novena nacional de Glidden.

Mucho nerviosismo corría en las filas nacionales, al enfrentar a un rival de la categoía de Cuba, potencia mundial en este deporte.
No obstante, gracias al coraje de los jugadores nacionales el Equipo de Glidden logró imponerse por 9 a 1.
El periódico La Hora, del miércoles 24 de marzo de 1976, en su Sección Deportiva reseña lo siguiente: " El Equipo de Glidden escribió anoche la más brillante página en los anales del béisbol de Costa Rica al vencer a la Selección Cubana por nueve carreras a una. Los lanzamientos certeros y veloces del gran Juan Martínez, frustraron los repetidos embates antillanos…Las carreras costarricenses fueron anotadas en racimos de dos, a saber: en el primer episodio con 4 hits; en el tercero con 1; en el quinto con 2, en el sétimo con 2 y en el octavo se hizo una".

Agrega también que: "Hubo jugadas que levantaron al público de sus asientos; el engarce de Harry Fernández ante un batazo de Jorge Martínez, los dobles plays de Guzmán-Schuman- Vargas y la valentía de Luis Rojas al cortar metrallazos que llevaban lumbre".
En 1980, con motivo de las Olimpiadas de Moscú, la Dirección General de Correos y Telégrafos decidió emitir una estampilla alusiva a las Olimpiadas, con la imagen de Juan Martínez Conejo.
Con este gesto se quiso premiar su y trayectoria en el deporte nacional, pero sobre todo su juego limpio y su caballerosidad en las canchas. Juan Martínez nunca fue objeto de una amonestación, mucho menos, de una expulsión.. Lo anterior representa un digno ejemplo para todas las generaciones de atletas, quienes pueden encontrar en Martínez un verdadero paradigma del esfuerzo y el temple deportivo.
Durante su paso por las canchas de béisbol, este jugador lanzó un total de 1622.27 entradas, enfrentando a 6834 bateadores, de los cuales conectaron 1222.67 hits; concedió 607 bases por bolas y ponchó a 2008 jugadores, para un average final 11.4% de ponches por juego lanzado. También participó en 259 juegos, de los cuales gaño 133 y perdió 50.

Aquel 3 de mayo de 1992, cuando Juan Martínez jugó su último partido, el bésibol costarricense perdió una gran figura, pero la historia deportiva del país ganó una refulgente estrella.
En el año 1969 se crea la Galería Costarricense del Deporte, cómo una forma de perpetuar en la memoria colectiva nacional, el vivo recuerdo de aquellos deportistas consagrados de todos los tiempos, máximos exponentes de la mayoria de disciplinas deportivas que se practican en el paí­s.